Dimensiones Culturales de Trompenaars

Dimensiones Culturales de Trompenaars - toolshero

Este artículo explica las Dimensiones Culturales de Trompenaars, desarrolladas por Fons Trompenaars y Charles Hampden-Turner, de una forma práctica. Después de leer, usted comprenderá los conceptos básicos de esta poderosa herramienta de comunicación.

¿Qué son las Dimensiones Culturales de Trompenaars?

Las organizaciones de todo el mundo trabajan con una gran variedad de culturas. Según Fons Trompenaars, las diferencias culturales crean una mejor comprensión de la realidad. Para tener una idea de las diferencias más grandes y como las organizaciones se ven afectadas por estas, Fons Trompenaars y Charles Hampden-Turner desarrollaron un modelo cultural. El nombre de este modelo de gestión de la comunicación es Dimensiones Culturales de Trompenaars.

Estas son las siete dimensiones culturales:

  • Universalismo vs Particularismo
  • Individualismo vs Colectivismo
  • Neutral vs Emocional
  • Específico vs Difuso
  • Logro vs Adscripción
  • Tiempo Secuencial vs Sincrónico
  • Dirección Interna vs Dirección Externa

1. Universalismo versus Particularismo

En la cultura universalista, de acuerdo a las Dimensiones Culturales de Trompenaars, las ideas se pueden aplicar en cualquier lugar y siempre hay una definición que puede usarse para determinar la distinción entre el bien y el mal. Los estándares y los valores son importantes y solo pueden dejarse de lado después de la consulta. En general, se acepta que en situaciones similares las personas de diferentes orígenes reciben el mismo salario. En una cultura particularista, los miembros creen que son las circunstancias las que determinan como se pueden aplicar las ideas en la práctica. Las relaciones personales y las obligaciones desempeñan un papel importante a la hora de tomar decisiones éticas. El estatus es importante, y como resultado tenemos por ejemplo, el salario está vinculado a la reputación y el origen.

2. Individualismo versus Colectivismo

El individualismo ve a los seres humanos como individuos, mientras que el colectivismo caracteriza a la humanidad como parte de un grupo. Fons Trompenaars dice que la cultura individualista está vinculada con las ideas del mundo occidental, mientras que la cultura colectiva está vinculada a países no occidentales. Las culturas cambian continuamente y a veces más rápido de lo que las personas se dan cuenta. A modo de ejemplo, Fons Trompenaars menciona a México, el cual al principio era predominante colectivo. Influido por la economía global, México ahora se está moviendo hacia la cultura individualista.

3. Neutral versus Emocional

Esta es la tercera dimensión de Dimensiones Culturales de Trompenaars. Las emociones neutrales están controladas, mientras que en una cultura emocional, las emociones se expresan de forma abierta y espontánea. Ejemplos conocidos de culturas neutrales son Japón y Gran Bretaña, donde fruncir el ceño al enojarse en público, reírse a carcajadas o mostrar cualquier otro arrebato emocional no está bien visto. En una cultura emocional, sin embargo, este comportamiento está permitido. Fons Trompenaars menciona a países como España y México, donde las personas a menudo se ríen, hablan en voz alta y se saludan con entusiasmo. Cuando las personas de una cultura neutral hacen negocios con personas de una cultura emocional, podrían ser disuadidas por el comportamiento de la otra persona. Una buena preparación para tomar la cultura del otro evitará situaciones incomodas.

4. Específico versus Difuso

En una cultura específica, los individuos tienen un gran espacio público, que comparten fácilmente con otras personas. También tienen un pequeño espacio privado que comparten con buenos amigos y socios cercanos. Las personas a menudo se acercan informalmente tanto en el espacio público como en el privado. En una cultura difusa, el espacio público y privado tiende a estar entretejidos. Las personas en una cultura difusa, protegerán su espacio privado ya que esto proporcionará un fácil acceso al espacio público. Las personas de una cultura difusa atribuyen gran valor a la formalidad.

5. Logros versus Adscripición

Esta es la quinta dimensión de Dimensiones Culturales de Trompenaars. Esto se refiere al estatus alcanzado (logro) frente al estatus atribuido (adscripción). En una cultura orientada a los logros, el valor de una persona se determina sobre la base de sus desempeños y de qué tan bien realizan sus deberes. En una cultura en la que se le atribuye el estatus, este se basa en quién es la persona en cuestión. Su posición se deriva, por ejemplo, del origen, género, edad, carrera o posición de la persona. Cuando alguien de una cultura orientada al logro hace negocios con personas de una cultura orientada a la adscripción, es aconsejable hacerlo con personas mayores y más experimentadas que estén familiarizadas con las costumbres formales que respeten los títulos establecidos.

En la situación opuesta, es importante que las personas de una cultura orientada a la adscripción usen a personas bien informadas que sepan exactamente que conocimientos y habilidades tienen las personas de una cultura orientada hacia el logro. Fons Trompenaars dice que constantemente hay una mezcla, por la cual la cultura determina en que elementos de las culturas de logros o de adscripción se pone énfasis.

6. Tiempo Secuencial versus Sincrónico

Esta es la sexta dimensión de Dimensiones Culturales de Trompenaars. El tiempo se puede medir y entender de diferentes formas. Medimos el pasado, el presente y el futuro utilizando años, meses, semanas, días y horas. Esta medida concreta del tiempo cae dentro del tiempo secuencial. “El tiempo es dinero” es una expresión típica que forma parte de la cultura, al igual que la eterna carrera contra el reloj. El tiempo sincrónico es más abstracto y se enfoca en poder trabajar en varios proyectos a la vez. No se preocupa por las zonas horarias, pero es consciente de que el cuerpo humano tiene su propio ritmo. En un tiempo sincrónico se trata el ritmo del grupo y de la naturaleza. Sin embargo, existe el riesgo de hacer varias cosas al mismo tiempo. Podría resultar en que el trabajo no se complete realmente.

7. Dirección Interna versus Dirección Externa

En las culturas de dirección interna versus la dirección externa, el enfoque está en cómo las personas experimentan su entorno. ¿Es el medio ambiente una amenaza (externa) o es sensato moverse con los factores que son causados por la sociedad (interna)?, la forma en que las personas experimentan su entorno difiere de una cultura a otra. Las personas en las culturas occidentales son principalmente dirigidas hacia el exterior y quieren controlar tanto como sea posible. En muchas culturas no occidentales tratan de vivir en armonía con el medio ambiente; hay fuerzas que no pueden ser controladas o influenciadas, por lo tanto, tienen que adaptarse a estas circunstancias externas.

Dimensiones Culturales de Trompenaars: Cohesión

Al estudiar Las Dimensiones Culturales de Trompenaars, habrá más respeto y empatía por otras culturas, sus costumbres,  hábitos y rituales. Esto facilitará los negocios entre sí y conducirá a mejores acuerdos que garanticen la continuidad de la cooperación.

Ahora es tu turno

¿Qué piensas?, ¿Las Dimensiones Culturales de Trompenaars son aplicables en la economía moderna de hoy y en las organizaciones internacionales?, ¿Reconoces la explicación práctica anterior?, ¿Tienes más sugerencias?, ¿Cuáles son sus factores de éxito para un estudio de Las Dimensiones Culturales de Trompenaars?

Comparte tu experiencia y conocimiento en la caja de comentarios a continuación.

Si te ha gustado este artículo, suscríbete a nuestro boletín gratuito para obtener las últimas publicaciones sobre modelos y métodos de administración. También puedes encontrarnos en Facebook, LinkedIn, Twitter and YouTube.

Más información

  1. Trompenaars, F. & Hampden-Turner, C. (1998). Riding the waves of culture. McGraw-Hill.
  2. Smith, P. B., Dugan, S. & Trompenaars, F. (1996). National culture and the values of organizational employees a dimensional analysis across 43 nations. Journal of cross-cultural psychology, 27(2), 231-264.
  3. Smith, P. B., Trompenaars, F. & Dugan, S. (1995). The Rotter locus of control scale in 43 countries: A test of cultural relativity. International Journal of Psychology, 30(3), 377-400.

Cómo citar este artículo:
Mulder, P. (2010). Dimensiones Culturales de Trompenaars. Recuperado [insertar la fecha] de toolshero: https://www.toolshero.es/habilidades-de-comunicacion/dimensiones-culturales-de-trompenaars/

Agrega un enlace a tu sitio web:
<a href=”https://www.toolshero.es/habilidades-de-comunicacion/dimensiones-culturales-de-trompenaars/”>toolshero: Dimensiones Culturales de Trompenaars</a>

¿Encontraste este artículo interesante?
¡Tu calificación es más que bienvenida o comparte este artículo a través de las redes sociales!

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here